lunes, 4 de mayo de 2015

La terapia cognitiva conductual o cómo superar el miedo





Cómo superar el miedo. Tal vez la frase de uno de los presidentes de los Estados Unidos, Franklin D. Roosevelt, sea la que más se acerque a qué es lo que debemos hacer para enfrentarnos al miedo. En tiempos convulsos y de grandes precariedades como los que vivió, Roosevelt dijo que lo único a lo que debíamos tener miedo era al miedo mismo. Saber enfrentarse al miedo de manera inteligente y superarlo puede hacer que la vida sea más placentera.



Pero ¿qué es el miedo? El miedo es una respuesta natural y útil (aunque no lo crea) que se activa ante una situación de peligro. Sin embargo, si la respuesta se convierte en una reacción exagerada y fuera de control, se pasa a otro nivel en el que se alienta la ansiedad y, en el peor de los casos, un mecanismo de defensa para la evitación, las fobias.

Evitar el miedo sólo empeora las cosas, el miedo no desaparece si se oculta, de una forma o de otra, acabará manifestándose. La terapia cognitiva conductual es una solución. Una solución médica a largo plazo y, lo mejor, está al margen del uso de medicamentos, como ansiolíticos o antidepresivos. Actúa de una manera simple, simplemente expone al paciente ante sus fobias para reducir los niveles de ansiedad.

La terapia cognitiva conductual es un tratamiento que se centra en las conductas inadaptadas, en las disfunciones de las emociones y en los procesos y condiciones cognitivas. El objetivo es cambiar la forma en la que el paciente se comporta y siente determinados factores de estrés.

Se trata de una opción contra el miedo muy positiva para los pacientes porque el tratamiento se tarda en completar de cuatro a siete meses, tiempo suficiente para que las personas que sufren estos problemas emocionales puedan hacer frente a cada uno de sus problemas relacionados con el miedo, uno a uno, incluso con una sesión semanal.

Publicado por Samuel Donn

Samuel es un estudiante de medicina de 23 años, apasionado por el deporte y la vida sana. Aunque su pasión superior es la tecnología y las redes osciales. Publica en este blog con cariño y ¡mucha salud! (y que dure...)

0 comentarios:

Publicar un comentario