viernes, 26 de junio de 2015

4 consejos para prevenir las lesiones lumbares y algo más



La mayor parte de la gente cree que la columna vertebral es una zona del cuerpo sólida, sólo hasta que comienzan las dolores y su movilidad se ve reducida. Dentro de todo su recorrido, la parte baja de la columna vertebral, la zona lumbar es la más delicada, la que suele sufrir un mayor número de lesiones.
 


¿Por qué la zona baja de la columna vertebral es tan propensa a las lesiones?. No hay secreto, la zona baja de la columna vertebral es la que tiene que soportar más tensiones por los giros y por las flexiones del cuerpo. Los especialistas dicen que el 50% de esas flexiones se realizan sobre las caderas y el otro 50% en la parte baja de la espalda.
Los movimientos en la zona lumbar comprometen a las vértebras 4 y 5 y al llamado segmento lumbrosacro L5. Los dolores son frecuentes cuando hay algún tipo de disfunción. Por esa razón, prevenir los dolores de espalda puede ponernos por delante de lo que aún no ha llegado.

Pero ¿cómo podemos prevenir los dolores de espalda?. Fácil, con una serie de hábitos y ejercicios básicos que ayudarán a fortalecer los músculos situados junto a la columna vertebral con la finalidad de servir de apoyo a la parte inferior de la espalda. Además, con ello, conseguiremos incrementar el flujo sanguíneo, suministrando nutrientes que segrega nuestro organismo para favorecer los procesos de curación y, por extensión, hacer mucho por hidratar la zona de las vértebras.

Veamos tres recomendaciones para prevenir las lesiones lumbares:

- Recomendación número 1. No se trata de un ejercicio en sí mismo, hablamos de corregir la postura, utilizar una silla ergonómica, apoyarse recto al sentarse...

- Recomendación número 2. Levantar objetos pesados con la columna erguida. En todo caso, si el peso es excesivo, ayudarnos de medios mecánicos es lo más sensato.

- Recomendación número 3. Averigüe los riesgos potenciales para las lesiones lumbares de su deporte o de su práctica de ocio favorita.

- Recomendación número 4. Beber mucha agua, dejar de fumar y evitar el alcohol son prácticas de salud aconsejables también para evitar las lesiones lumbares.

Lo demás, disfrutar de lo que la naturaleza nos ha dado y que debemos cuidar, ese magnífico y cómodo medio de vida que se llama cuerpo humano.


Publicado por Samuel Donn

Samuel es un estudiante de medicina de 23 años, apasionado por el deporte y la vida sana. Aunque su pasión superior es la tecnología y las redes osciales. Publica en este blog con cariño y ¡mucha salud! (y que dure...)

0 comentarios:

Publicar un comentario